Información general

Los raids de orientación, también llamados maratones de orientación, son una disciplina deportiva dentro de las carreras de orientación que consiste en salir de un punto, con una serie de material que nos permita la subsistencia durante los dos días de la prueba, y llegar a un punto desconocido previamente, donde se pasará la noche. Al día siguiente se reanuda la carrera con llegada al punto desde donde se salió el día antes.

Estas carreras se hacían con diferentes categorías y con circuitos lineales. Otra de las características que tenían los raids de orientación es que las metas las debían dibujar los mismos corredores en carrera. Esto se hacía a través de las coordenadas que proporcionaba la organización y con la ayuda de una plantilla para situar los controles dentro de los diferentes cuadrantes en que se dividía el mapa. Sin embargo, esta edición del Raid de Rebost se hará con el sistema de Rogaine, es decir que los controles se podrán hacer en orden libre y cada uno hará los controles que pueda, sin que sea imprescindible hacerlos todos.

Los equipos deben ser de dos o tres personas.